Predicando con el ejemplo

Sin duda la mejor manera de compartir una bendición es siendo la evidencia de cómo esta te ayuda a lograr tus metas y a mejorar tu calidad de vida. Bendición para mí es todo aquello que Dios puso en tu camino para lograr seas la persona que hoy lee este post.

Una bendición importante es aquella relacionada a tener claro que las intenciones en tu cabeza son meros anhelos. Una meta u objetivo es una intención o anhelo escrito que se lee a diario hasta conseguirlo, tiene un plazo, un responsable y un plan de acción con seguimiento diario para poderlo mejorar y adaptar a las varianzas propias de una implementación.

Por eso me propuse mostrar cómo se recomienda manejar una presencia digital corporativa desde una web (publicidad) y desde ahí generar contenidos y su posterior publicación en distintas redes sociales (promociones) . Muchas empresas tienen en sus redes sociales información desvinculada o distinta a la de sus páginas web y eso provoca muchas veces dualidades de funciones en la atención de ambas presencias digitales. Por esto recomiendo siempre centralizar en la web toda la interacción con los clientes o prospectos, para desde ahí darle la experiencia que consideramos rentabilizará nuestra presencia digital.

Te invito a que me acompañes en esta firme decisión de compartir mis bendiciones con todos hoy con el firme propósito puedas hacerte bueno en lo que haces y disfrutar de ello.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You May Also Like